A maior rede de estudos do Brasil

Grátis
465 pág.
Guías de terapia intensiva pediátrica J

Pré-visualização | Página 47 de 50

debe mantenerse en valores de 
1,5 del tiempo normal, entre 65 y 75 segundos 
en el sistema.
Reemplazo y soluciones de diálisis:
Sodio, potasio, bicarbonato, calcio, fosfato y 
magnesio son los electrolitos esenciales para 
mantener la homeostasis en soluciones de re-
emplazo y diálisis.
El reemplazo de parte del volumen removido 
por la hemofiltración puede ser realizado con 
una solución cristaloide u otras fórmulas (Mi-
chigan, etc.).
Estas soluciones se utilizan para corregir el equili-
brio hidroelectrolítico, a través de un mecanismo 
193
14. Técnicas de soporte renal
Los trastornos metabólicos frecuentes con 
CVVH son:
- Hipofosfatemia
- Hipokalemia
- Hipomagnesemia y acidosis
Complicaciones
 
- Hipovolemia: en los casos en donde haya 
una excesiva UF o un inadecuado reemplazo de 
líquidos.
- Hipotensión arterial: Puede ser una con-
dición preexistente y servir como criterio de 
CVVH. Los parámetros hemodinámicos deben 
ser controlados cada 15 minutos en la primera 
hora de conexión.
- Disbalance hidroelectrolítico y ácido-base: 
los electrolitos deben ser inicialmente moni-
toreados antes de la CVVH. Luego se contro-
lan cada 4 a 6 horas.
- Hemorragia: Puede suceder a nivel de las 
conexiones que no fueron bien aseguradas 
(recordar que las bombas actuales para CVVH 
poseen alarmas de desconexión, pérdida de 
sangre, etc.).
- Hipotermia: Debido a la naturaleza extracor-
pórea del circuito, esta complicación puede apa-
recer; se minimiza con calentador de soluciones.
- Infección: Puede ser una potencial complica-
ción. El catéter sólo será recambiado en presen-
cia de infección.
- Embolismo gaseoso: Se minimiza con el uso de 
buretas y atrapa burbujas con sensores adecuados 
y alarmas que detecten burbujas en el sistema.
- PCR: Cuando se produce, debe apagarse las 
bombas de infusión de diálisis y extracción de 
ultrafiltrado. NO debe apagarse la bomba de 
sangre, se mantiene en by pass, disponiendo de 
accesos venosos adecuados para toda medica-
ción que necesite el paciente.
- Coagulación del filtro
Tres factores contribuyen a la coagulación del 
filtro:
. Falta de permeabilidad en el acceso vascular
. Inadecuada anticoagulación
. Rango de ultrafiltración elevado sin respetar el 
máximo calculado
Fórmulas de eficacia del filtro:
Elementos a tener en cuenta al momento de in-
dicar una terapia continua:
- Determinar el Qb: 5 A 10 mL/kg/min, está 
controlado por el operador. Máximo a 150 
mL/min.
Tabla 14.5: Métodos para calcular la remoción de drogas
194
Guías de terapia intensiva pediátrica
- Calcular el UFR máxima: Con el fin de es-
tablecer el volumen máximo de ultrafiltrado 
posible (mL/min), sin riesgo de coagulación 
del filtro. No debe exceder el 20% del Qb.
UFR max (mL/min): 0,2* X Qp o 0,3* x Qp = 
mL/min máximo de ultrafiltrado. 
*(Hto < 40% usar 0,3 ≥ 40 usar 0,2)
BIBLIOGRAFÍA
- Buamscha D, Carnicer H. Criterios de atención en UCIP. Hospital de Pediatría Prof. J.P.Garrahan 2002.
- Carcillo J. Multiple Organ system extracorporeal support in critically Ill children. Pediatr Clin N Am .2008; 
55: 617–646.
- Foland JA, Fortenberry JD, Warshaw BL, et al. Fluid overload before continuous hemofiltration and survival in 
critically ill children: A retrospective analysis. Crit Care Med. 2004; 32:1771–1776.
- Hackbarth R. The effect of vascular access location and size on circuit survival in pediatric continuous renal 
replacement therapy: a report from the PPCRRT registry. Int J Artif Organs 2007; 30(12): 1116-21.
- Henderson H. Brown E, Levin J. Safety and efficacy of percutaneous insertion of peritoneal dialysis catheters 
under sedation and local anaesthetic. Nephrol. Dial. Transplant 2009;24(11):3499-3504.
- Kam-tao Li P, Chow KM. Importance of peritoneal dialysis catheter insertion by nephrologists:practice makes 
perfect. Nephrol Dial Transplant 2009;24: 3274–3276.
- Kustogiannis D, Gibney N, Stollery D, Gao J. Regional Citrate versus systemic heparin anticoagulation for 
Continuous Renal Replacement in critically ill patients. Kidney International 2005;67:2361-2367.
- McBryde K, Kershaw D, Bunchaman T, Maxvold N, et al. Renal Replacement therapy in the treatment of con-
firmed or suspected inborn errors of metabolism. J Pediatr 2006;148:770-8.
- Symons JM, Brophy PD, Gregory MJ, et al. Continuous renal replacement therapy in children up to 10 kg. Am 
J Kidney Dis 2003;41:984–9.
- The RENAL replacement therapy study investigators.Intensity of continuous renal-replacement therapy in 
critically ill patients. N Engl J Med. 2009; 361:1627-38.
15. Alteraciones
electrolíticas
Rossana Poterala - Virginia Altuna - Haidé Amaro
197
15. Alteraciones electrolíticas
1. SODIO (Na)
El Na+ es un electrolito (catión) que forma sales y 
que determina la osmolalidad extracelular. Con-
diciona el movimiento de H2O entre el líquido 
extracelular (LEC) y el líquido intracelular (LIC). 
Este concepto se aplica cuando no existen otros 
solutos osmóticamente activos en concentraciones 
anormales (glucosa, tóxicos, etc.). 
 El organismo contiene aproximada-
mente 50 mM/kg de peso corporal. Del Na+ 
intercambiable más del 90% se encuentra en el 
LEC, por lo que la cantidad de Na+ del orga-
nismo es directamente proporcional al volumen 
del LEC. Diagnosticando el volumen del LEC se 
puede estimar el contenido y el balance de Na+.
1.1. Hiponatremia
Expresa ganancia de H2O en relación al Na+ en el LEC.
 Se define como una concentración Na+ 
< 135 mEq/L, adquiriendo importancia clínica < 
130 mEq/L. (Figura 15.1)
Ante la presencia de hiponatremia, se debe valorar:
• Hiponatremia ficticia o seudohiponatremia: ge-
nerada por hiperlipidemia o hiperproteinemia. 
• Concentraciones anormales de otros solutos os-
móticamente activos, en cuyo caso la concentra-
ción de Na+ no mide directamente la tonicidad.
Debe calcularse la osmolalidad efectiva: 
[Na+ + K+] x 2 + glucemia en mM/L 
 Este concepto también permite deter-
minar la presencia de tóxicos osmóticamente ac-
tivos que no se dosan en el laboratorio, determi-
nando la diferencia entre la osmolalidad medida 
y calculada: brecha osmolar o gap osmolar.
• El volumen del LEC. La respuesta renal: dismi-
nución de la concentración de Na+ urinario (< 30 
mEq/L) y de la excreción fraccional de Na+ por orina 
(< 1%) ayuda a orientarse. Debido a que en la hipo-
perfusión renal que se produce en la contracción del 
LEC disminuye la excreción fraccional de urea: (urea 
orina/urea plasma) / (creatinina orina/creatinina 
plasma) x 100, esta se encontrará por debajo de 50%.
1.1.1. Hiponatremia con LEC contraído
Existe un balance negativo de Na+ y H20 donde 
la pérdida de Na+ es proporcionalmente mayor.
 La cantidad de Na+ está disminuida, 
por lo que existe contracción de volumen del 
LEC. Las pérdidas de Na+ se producen por apa-
rato digestivo, cuanto más alta en el intestino 
delgado es la diarrea mayor es la concentración 
de Na+. Menos frecuente es la pérdida de Na+ 
por riñón: insuficiencia mineralocorticoide 
por disminución de producción o falta de res-
puesta del túbulo renal, sobredosis de diuréti-
cos o tóxicos con ese efecto, presencia de molé-
culas natriuréticas como en el caso de la pérdida 
cerebral de Na+. 
 El tratamiento consiste en la expansión 
del volumen intravascular con soluciones isotó-
nicas de Cl Na, que suprimirá la secreción no 
osmolar de hormona antidiurética (HAD), con 
lo que se corregirá la hiponatremia. El volumen 
de solución de Cl Na al 0,9% (155 mEq/L) que 
debe administrarse depende de la magnitud de 
la contracción. Se puede comenzar con 20 mL/
kg en niños que presentan insuficiencia circula-
toria o 10 mL/kg cuando no existe compromiso 
hemodinámico. Un buen indicador de la res-
puesta es el aumento del flujo y el descenso de la 
densidad urinaria. Frecuentemente persiste una 
contracción