A maior rede de estudos do Brasil

Grátis
84 pág.
Manual AMIR Neumologia y Cirugia Toracica 6ed

Pré-visualização | Página 9 de 38

los 60 años.
La mayoría de tumores pulmonares son primarios y malig-
nos. El pulmón, no obstante, es también uno de los principales 
lugares de aparición de metástasis a distancia.
En España el tipo histológico más frecuente era el epidermoi-
de, aunque últimamente está aumentando la frecuencia relati-
va del adenocarcinoma. La estirpe histológica más frecuente en 
no fumadores es el adenocarcinoma. En EE.UU. la estirpe más 
frecuente es adenocarcinoma, y la incidencia en mujeres se ha 
igualado a la de varones.
Etiología
Se ha demostrado que existe una relación entre el número de 
cigarrillos consumidos y algunos tipos de cánceres pulmonares 
(prácticamente en todos salvo en el adenocarcinoma). La rela-
ción es dosis dependiente. El riesgo de desarrollar un cáncer de 
pulmón en los exfumadores se aproxima al de los no fumado-
res al cabo de 10 años. Sin embargo, aunque disminuye el ries-
go de cáncer, éste no llega a igualarse al de los no fumadores.
Existen otros carcinógenos pulmonares como el asbesto, que 
presenta un papel sinérgico con el tabaco en el desarrollo del 
cáncer de pulmón (el carcinoma pulmonar que más frecuente-
mente se relaciona con la exposición a asbesto es el carcinoma 
epidermoide).
En las células tumorales se encuentran lesiones genéticas 
adquiridas responsables de la activación de oncogenes como 
el K-ras, implicado en el adenocarcinoma; cambios en el onco-
gen c-myc puede verse en los carcinomas de células no peque-
ñas (CNCP), así como en los carcinomas de células pequeñas 
(CCP “oat cell”).
Clínica
El cáncer de pulmón puede producir síntomas locales (que 
dependerán de si la localización del tumor es central o periféri-
ca), así como manifestaciones por invasión de órganos vecinos, 
por afectación metastásica linfática o a distancia, y síntomas 
paraneoplásicos.
En el momento del diagnóstico, un 20% de los pacientes tiene 
enfermedad localizada, un 25% afectación linfática regional y 
un 55% metástasis (casi un 95% en el de células pequeñas, que 
es el que con más frecuencia metastatiza por vía sanguínea).
En cuanto a los síntomas locales, los tumores que se presentan 
con localización central (carcinoma epidermoide y micro-
cítico) dan clínica por obstrucción bronquial: cursan con tos 
productiva (lo más frecuente) con/sin hemoptisis (ante todo 
fumador mayor de 40 años con aumento de la tos y/o expecto-
ración hemoptoica se debe realizar una broncoscopia aunque 
la radiografía de tórax sea normal) (MIR). Asimismo, cuando 
obstruyen completamente la luz bronquial pueden ocasionar 
atelectasia (la neoplasia pulmonar es la causa más frecuente 
de colapso obstructivo), y, si se infecta el parénquima pul-
monar distal, producen neumonías de repetición en el mismo 
lóbulo (MIR). La atelectasia de un bronquio principal asociada 
a derrame pleural maligno (típico del subtipo epidermoide) 
puede dar lugar a una imagen radiológica de pulmón blanco 
ipsilateral sin desviación del mediastino (a diferencia del 
pulmón blanco por derrame o atelectasia masivos, que despla-
zarían el mediastino contra o ipsilateralmente) (MIR 04, 48).
El carcinoma anaplásico de células grandes y el adenocarcinoma 
suelen presentarse como una masa periférica y suelen ser asin-
tomáticos hasta fases avanzadas; la clínica local deriva de irrita-
ción pleural, cursan con dolor pleurítico, tos irritativa y disnea.
Todos ellos pueden invadir estructuras vecinas y presentarse 
con un cuadro de afectación regional que curse con disfonía 
(por infiltración del nervio laríngeo recurrente), enfermedad 
pleural con/sin derrame (por extensión pleural), elevación 
de hemidiafragma (por infiltración del frénico), síndrome de 
Horner, síndrome de vena cava superior, arritmias e insufi-
ciencia cardiaca (por infiltración miocárdica), taponamiento 
cardiaco (por infiltración pericárdica), etc.
2.2. Neoplasias malignas de pulmón
Figura 4. Metástasis cerebral de un CCP.
Figura 3. Manejo del nódulo pulmonar solitario.
Nódulo pulmonar - Realizar CT tórax- Comparar con Rx previas
¿Criterios benignidad?
- <35 años
- No fumador
- Imagen radiológica benigna: 
duplicación <1 mes;
 no crecimiento en 2 años; 
calcificacion palomita de maíz 
(hamartoma), ojo de buey 
(granbuloma), nido central, 
puntiforme; lesiones satélites
No: sospecha maligno
¿Riesgo de malignidad?
Intermedio o discordancia 
clinicorradiológica
Sí: benigno
Seguimiento
radiológico Bajo Alto
 - Si periférico:
 punción transtorácica
 - Si central: 
 fibrobroncoscopia
Resección: 
videotoracoscopia
o toracotomía
PET
_ +
Sí 
crecimiento
NM Manual AMIR www.academiamir.com
Neoplasias pulmonaresPág. 22
La afectación linfática regional consiste en adenopatías y, 
en ocasiones, linfangitis carcinomatosa, que cursa con disnea 
e infiltrados intersticiales.
Las acropaquias son típicas del carcinoma no microcítico (MIR 
11, 13) y su aparición en un paciente fumador obliga a des-
cartar esta entidad (MIR 10, 53). Además, pueden aparecer en 
enfermedades intersticiales, bronquiectasias, etc.
Las regiones donde con más frecuencia metastatiza el carci-
noma pulmonar son hígado, hueso, suprarrenales (sobre todo 
los CNCP) y cerebro (sobre todo los CCP). Es rara la disemina-
ción hematógena al pulmón contralateral.
A continuación se exponen las características más importantes 
de cada tumor:
Carcinoma epidermoide o escamoso
Era clásicamente el cáncer de pulmón más frecuente en 
España (MIR). Afecta sobre todo a lóbulos superiores y suele 
presentarse como una masa central. En el momento del 
diagnóstico puede presentar metástasis extratorácicas en el 
50% de los casos, a pesar de lo cual es el tipo histológico 
de mejor pronóstico. Histológicamente, se caracteriza por la 
formación de puentes intercelulares y/o queratina (globo o 
perla córnea, pero puede faltar en subtipos muy indiferencia-
dos). Es la causa más frecuente de masa maligna cavitada 
(cavitan el 20%) y de síndrome de Pancoast. El síndrome 
de Pancoast aparece en tumores que asientan en los vértices 
pulmonares, fundamentalmente carcinomas epidermoides, 
que producen destrucción de la primera y segunda costillas así 
como afectación de las raíces nerviosas C8, T1 y T2. Cursa con 
dolor localizado en hombro-brazo, especialmente de la región 
cubital, y/o atrofia de músculos de la mano (por afectación del 
plexo braquial), así como síndrome de Horner (por afectación 
del simpático cervicotorácico) que consiste en miosis, ptosis 
(MIR 08, 47), enoftalmos, y, en ocasiones, trastornos de la 
sudoración facial (anhidrosis ipsilateral). Este tipo de tumor es 
el que con más frecuencia puede secretar una sustancia PTH-
like (MIR), pudiendo producir hipercalcemia e hipofosfatemia.
Adenocarcinoma
Es el tumor que característicamente asienta sobre las cicatrices 
pulmonares crónicas, como son las cicatrices tuberculosas 
Figura 6. Clínica según la localización del tumor. Tomada de Master Evo6 © 
Fondo editorial Marbán.
Tipos:
- Adenocarcinoma
- Anaplásico de
células grandes
Clínica:
- Asintomático
- Dolor pleurítico
- Derrame pleural 
maligno
Biopsia transbronquial Biopsia bronquial
Tipos:
- Epidermoide
- Anaplásico de
células pequeñas
Clínica:
- Tos
- Hemoptisis
- Atelectasia: causa
más frecuente de 
colapso obstructivo
- Neumonía: 
recidivante, no 
resolución con ATB
Periférico Centrales proximales
Figura 7. Síndrome de Horner provocado por un tumor de Pancoast.
Figura 5. Metástasis hepáticas de cáncer de pulmón.
Mi
N
Ma
N = zona de necrosis. Mi = mitosis en célula escamosa atípica. Ma: actividad 
macrofágica, que indica un elevado turnover celular. 
Figura 8. Anatomía patológica de carcinoma epidermoide de pulmón. Tomada 
de DTM, Diagnóstico y Tratamiento Médico. Marbán.
NMNeumología y Cirugía Torácica
Pág. 23Neoplasias pulmonares